Una explosión de color en los 80’s

  • Una década de esperanza, creatividad, música, cine y mucho color en el maquillaje

¿Cómo olvidar que en los ochentas surgió la figura del YUPPIE?, la nueva gran promesa de los años ochenta: orgulloso, ambicioso, trabajador e incansable. También apareció en escena un hombre nuevo que lavaba los platos, daba de comer a sus hijos, limpiaba la casa y luchaba para resaltar los peores efectos secundarios de la testosterona. Las mujeres invadieron territorios reservados, incluso  a los hombres.

En septiembre del 1983, Estados Unidos eligió a la primer Miss America de tez oscura.

Y así, el mundo continuaba girando, sin decidir hacia dónde debía caminar: ¿atrás o adelante?

El último club Playboy cerró sus puertas en 1988. Aparecieron las primeras astronautas. Hubo exceso de oferta de petróleo y terribles carencias de alimentos. La peor sequía en cincuenta años resecó gran parte de la superficie mundial en 1988.

Los años ochenta fueron la década de la esperanza y el entusiasmo. La humanidad parecía más ingeniosa, más inventiva y más trabajadora que nunca.

Eran buenos tiempos para las estrellas del espectáculo. La audiencia televisiva alcanzó un máximo histórico. Los presupuestos cinematográficos también batieron récords: Batman costó 50 millones de dólares, E.T recaudó por sí sola 228 millones de dólares.

Sin duda, los cantantes que impusieron moda fueron Freddie Mercury, Madonna, Michael Jackson, David Bowie y Mick Jagger.

La moda de los años setenta se caracterizó por prendas como la minifalda y por el estilo punk, pero los ochentas no se definieron por un estilo concreto, sino por un ícono: Diana, princesa de Gales. En sus primeras apariciones, a finales de los años setenta, tenía un aspecto tímido e ingenuo, pero en la ceremonia de boda con el príncipe Carlos de Inglaterra -en julio de 1981- sedujo a mujeres de todo el paneta con un vestido. A finales de la década, su estilo y su influencia se habían extendido por todo el mundo.

En las grandes firmas de la moda hubo pocos cambios. Los nombres establecidos Saint Laurent, Gucci, Armani, Westwood, Lagerfeld y algunos más siguieron reinando en las pasarelas de Paris, Milán, Nueva York y Londres. Pero también hubo nuevos nombres, como los de Katherine Hammett, Chistian Lacroix, Caroline Charles y, en primera línea de los diseñadores japoneses, Issey Miyake y Comme des Garcons.

Mientras tanto, en la calle, la moda seguía transformándose y se hizo más difícil de definir. Las botas Doc Marten, una herencia de los años setenta, entraron en la alta costura y finalmente volvieron a la calle en versión zapato.

La ropa deportiva era muy peculiar; se puso muy de moda hacer aerobics con calentadores, mallas y leotardo.

La moda eran lentejuelas, pulseras, listones y zapatos con plataformas que encajaban con la explosión de colores.

Se usaban mucho los pantalones ajustados, las licras y las minifaldas. También fueron famosas las hombreras, cinturones, medias de colores, blusones, animal print,  chamarras de cuero y chalecos. ¡Mucha de  esta ropa Over size!

Madonna fue una de las personas que más impuso moda en el maquillaje; sus cejas sin depilar, sombras azules y rubor rosa son un clásico de esta década.

En el cabello se utilizaban los flequillos, los rizos naturales o permanentes.

EL maquillaje de esa época era muy exagerado, colorido, atrevido y energético. Utilizaban sombras de colores; entre los tonos que predominaban estaba el rosa, malva azules y colores vibrantes, metálicos o fluorescentes.

La mujer no se quería ver opacada; al contrario, siempre libre y audaz ¡entre más color, mejor! El maquillaje de ojos era marcado y bien definido gracias al uso de kohl. El blush también era muy marcado  y se usaban colores fucsias, naranjas y rojos en los labios.

Algunas mujeres se inclinaron por utilizar labiales en colores obscuros.

Se delineaban las cejas de forma intensa para darle más importancia al área de los ojos. También utilizaban mascaras en diferentes colores, como verde o morado.

La tendencia de los ochentas fue muy expresiva en cuanto al maquillaje, considero que no ha existido ninguna época igual.

Comments (0)

Be the first to leave a reply!

Add Your Comment

* required

This is a unique website which will require a more modern browser to work!

Please upgrade today!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies